Liberadas 10 menores explotadas sexualmente y que se usaban para vender drogas
0 4 mins 9 meses

Todo inició cuando una chica entro en un estanco del barrio madrileño de Usera, y que estaba en condiciones pésimas de higiene. Allí logro contar a la persona del mostrador que llevaba tres días encerrada en una habitación donde había sido retenida y violada. Para conocer más noticias de drogas te invito a seguir visitando nuestra web.

Gracias a este testimonio clave, se logró realizar la detención de un total de 37 personas que habían montado una red de explotación sexual y tráfico de drogas. Para ello usaban a otras nueve menores. Una de las menores fue explotada por esta red después de que en abril fuera derivada por la policía a los centros de protección de la Comunidad. Esto debido a su situación extremadamente vulnerable.

Esta menor comenzó a explicar la situación en la que se encontraba. Además de, detallar cómo recibía dinero y droga por mantener relaciones sexuales con diferentes adultos. En las pesquisas realizadas se logró establecer que al menos otras tres menores que llegaron a los centros de protección también habían sido explotadas por este grupo.

De interés -->  Uno de cada tres jóvenes fuman marihuana en España

¿Cómo actuaba la red?

Las menores explicaron que los detenidos las contactaban mediante las redes sociales. Y les hacían promesas de ganar dinero, convenciéndolas para encargarse de vender droga. En estos intercambios, la red también ofrecía mantener relaciones sexuales con las menores a los clientes.

Las chicas hacían muchos repartos de droga en patinete, y las violaciones sucedían en zulos, que es conocido por ser una zona habitual de prostitución y narcopisos. La chica pasó tres días sin poder salir de una de estas viviendas, y gracias a su testimonio se pudo desarrollar el operativo.

Esto debido a que facilitó un croquis del lugar de su cautiverio, y otras fueron forzadas a mantener relaciones en un sótano sin ventilación de una peluquería de la calle del Monte Igueldo. Allí encontraron dos sillones típicos de las peluquerías cubiertos por sábanas y una cámara fotográfica que se investiga para determinar si tiene material pornográfico de las víctimas.

De interés -->  Aumentan casos de SHC por consumo excesivo de cannabis, según estudio

Un preso y un rapero

Uno de los implicados está en prisión desde septiembre por un delito de homicidio que sucedió en la misma calle. Este es un ciudadano marroquí de 52 años que acabó con la vida de un español de origen ecuatoriano.

El otro es Saymol Fyly, quién es un rapero con 154.000 suscriptores en YouTube, y para detener a todos los implicados se realizó un operativo con más de 150 agentes. Durante los registros se encontró una pistola y un machete.

Uno de los detenidos tenía más de 40 detenciones, de las cuales cuatro de ellas eran por delitos sexuales. Otros de ellos tenían posesión de cocaína cuando se les arrestó, y ocho han pasado a disposición judicial.

De interés -->  La mitad de los conductores fatales en 2020 habían consumido alcohol o drogas

También se detuvieron 3 mujeres, una de las cuales era la que mantenía retenida a la chica secuestrada que logró escapar. Las menores que eran explotadas en su mayoría eran españolas, a excepción de una rumana y otra dominicana. Además, se constató que los cabecillas de la red agredieron sexualmente a las niñas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.